PREGUNTAS: En un artículo anterior he leído los conceptos con respecto a la Economía Digital y Ciberseguridad. Podría darnos más recomendaciones al respecto de Ciberseguridad, ya que este tema se encuentra cada vez más actual, y toca muchos aspectos de nuestra “nueva normalidad”.

RESPUESTAS: El 2021, ya como segundo año de la pandemia de COVID-19, sigue siendo un año fuera de la normalidad a la que estábamos acostumbrados y, a pesar de la llegada de las vacunas, todavía quedan muchos meses y lo más probable, años por delante de una dura batalla en el terreno sanitario, así como en el económico, educativo y social. Los confinamientos, las cuarentenas y el aumento en el uso de las redes, del internet y del comercio electrónico han explotado. Los últimos meses y los próximos marcaron y marcarán un momento único para el uso de redes informáticas. Tomamos como base de las recomendaciones, el reporte generado por la empresa Fujitsu, la compañía japonesa líder en Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC).

LOS ATAQUES DE DESINFORMACIÓN: Para Fujitsu, los ciberdelincuentes, aprovechando los temas de actualidad, como las elecciones en diferentes países y el COVID-19, han lanzado ataques de ingeniería social diseñados para aprovechar, e incluso crear, pánico y miedo. En 2021, se verán nuevas ideas para dirigirse a empresas e individuos, centrándose en temas relacionados con la pandemia como vacunas obligatorias, pasaportes sanitarios, pruebas masivas y cierres. Algunos países ya están probando el uso del aprendizaje automático para defenderse de las campañas de desinformación.

LOS ATAQUES RANSOMWARE: Estos ataques están destinados a crecer en escala y sofisticación, a lo largo de 2021. “Ya se ve de manera clara un aumento en el número y en sectores del mercado que antes no se habían explotado, como el de la salud”, indicaron. La naturaleza de los daños también está cambiando, como en el aumento de la extorsión. Además, ante un mayor uso de la tecnología de Inteligencia Artificial (IA) en los ataques de rescate, la IA será parte del problema. “Aunque es justo decir que también ofrece parte de la solución, ya que continúa desarrollando mayores capacidades para detectar y marcar comportamientos sospechosos”, expresaron.

EL 5G ABRIRÁ MÁS POTENCIALES VULNERABILIDADES: A medida que la tecnología 5G madure y las empresas de telecomunicaciones continúen desplegando estas redes, también aumentarán los problemas de seguridad y se convertirá en una preocupación a nivel nacional. No se pueden ignorar las oportunidades que ofrece el 5G, pero se debe adoptar una mentalidad de seguridad por diseño, al explorar la mejor manera de utilizar esta nueva red, ahondaron.

PREOCUPACIONES DE SEGURIDAD PARA INTERNET: El Internet de las Cosas (IoT en sus siglas en inglés) ha impulsado la innovación en todos los ámbitos de la vida. Sin embargo, Fujitsu cree que explotó sin un marco de seguridad sólido y por ello, debemos acompañarla de profundos controles de privacidad de datos, que deben evaluarse desde el principio y no a posteriori, “para que podamos confiar en que los mismos datos no se utilicen de forma nefasta y sean objeto de amenazas por parte de los agentes maliciosos”.

LA NUBE NO ESTÁ LIBRE DE AMENAZAS: La protección en la “Nube” de múltiples capas adquirirá una nueva importancia en 2021, pronosticó Fujitsu. A medida que las organizaciones se mueven hacia un futuro centrado en la nube, habrá continuos intentos de interrupción para obtener beneficios monetarios, de propiedad intelectual o políticos. Estos ataques pueden paralizar a las empresas en plazos muy cortos, y el impacto financiero ha hecho que las empresas estén dispuestas a pagar un rescate por sus datos o a volver a poner sus servicios en línea. Esta tendencia es motivo de preocupación y la protección de la nube de múltiples capas debería ser un área de enfoque para muchas empresas en 2021, ya que equilibran la digitalización y la seguridad, concluyeron.

FUENTE: https://www.fujitsu.com/global/themes/security/

Abog. Gustavo Servín Portillo

19 de febrero de 2021